Sin pilas

Carles Busquets

El 7 de noviembre de 1993 el Barça recibía al Racing de Santander, equipo recién ascendido y que comandaba Jabo Irureta.

Los montañeses habían empezado bien el Campèonato y tras empatar en la última jornada del mes de octubre en casa ante el Albacete, marchaban cómodos en mitad de tabla y con tan solo 6 goles encajados en 9 partidos.

El Barça, por otra parte llegaba tras un varapalo fuerte. En la última jornada había desperdiciado una ventaja de 3 goles al descanso para acabar perdiendo por 4 a 3 en el Manzanares.

La portada de El Mundo Deportivo el 07/11/1993

Cruyff, que era un maestro a la hora de jugar con los tempos, empezó a declarar que esa actitud era intolerable y advirtió a la afición (a la que criticó por no animar) que ese año quizás no celebrarían ningún título.

Con la llegada de Romario y la posibilidad de tener tan solo a tres extranjeros sobre el campo a la vez, el técnico iba presionando a sus figuras con la suplencia, pero en el partido al que nos referimos, Koeman, no podría jugar, ya que había visto la quinta amarilla en la debacle del Calderón.

La tarde parecía que iba a ser plácida para los culés y más con un buen horario (17 horas), el público respondió con una asistencia de 80.000 espectadores, que recibieron al Racing de Santander con aplausos tras la victoria ante el Español en la promoción de ascenso jugada en el verano anterior.

De repente, sale el Barça entre aplausos y todos los asistentes se miran extrañados. A pesar de que sobre el verde había jugadores de la talla de Laudrup, Stoichkov o Romario, la mirada de los presentes se dirigió hacía el banquillo culé.

Saltaba la noticia, Zubizarreta empezaría el partido en el banquillo y el número 1 lo lucia Carlos Busquets.

El portero de Badia, que destacaba por sus pantalones largos, que recordaban más a un portero de balonmano que a uno de balompié, había debutado en partido oficial en la derrota ante el Manchester United en la final de la Recopa del 91 y había jugado los dos encuentros de Copa del Rey 91/92 ante el Valencia (en el que encajó 4 goles y marcó un gol en la tanda de penaltis) y el encuentro de vuelta de la Supercopa de España en la misma temporada.

Nada más, solo algunos amistosos sueltos. El resto era para el tótem Andoni Zubizarreta.

Zubi nunca tuvo una buena relación con Cruyff. El portero vasco siempre señala que jamás fue felicitado por el holandés y en cuanto pudo, le quitó la capitanía, dándosela a José Mari Bakero.

Con esta suplencia, Johan señalaba directamente a Zubi tras la derrota en el Calderón y tras el partido ante el Racing, declaró a la prensa, que últimamente el cancerbero internacional estaba teniendo muchos fallos y que quizás un descanso le vendría bien porque parecía estar saturado.

Zubi derrotado

El guardameta se sintió dolido cuando supo las razones de su suplencia a través de los periodistas, pero siguió haciendo su trabajo sin decir una sola palabra.

Busquets, fue el protagonista del día. Fue esa misma noche al programa de Canal 33 Gol a Gol y declaró que tenía muchas ganas de debutar por fin (el de Badia tenía por entonces 26 años)

También alabó a su compañero de habitación en las concentraciones, Zubizarreta, ya que su compañero no paró de animarle antes del partido y declaró que Johan le dijo que iba a jugar después de comer, aunque a mediados de la semana, ya le había dicho que estuviese atento por si se le necesitaba.

Busquets finalmente explicó que normalmente su compañero de habitación duerme la siesta antes de los partidos y que él se dedicaba a jugar al Tetris con la Game Boy, pero esa tarde, ni Zubi pudo dormir, ni Busi pudo jugar, porque según declaraba, se le habían acabado las pilas y la Game Boy no iba.

Busi jugó dos partidos más de titular, con victoria ante el Tenerife por 2 a 3 y derrota en el Camp Nou ante el Lleida.

Zubi, tras esos tres partidos que se le hicieron eternos, volvió a la titularidad, pero su sentencia estaba firmada y tras esa temporada, fuimos los aficionados azulgrana los que nos quedamos sin pilas en los marcapasos tras asentarse Busquets como titular en el marco azulgrana.

Gran debut de Carles Busquets
Comparte
Esta entrada ha sido publicada en F,C, Barcelona, Jugadores y etiquetada como , , , , , , . Guarda el enlace permanente.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *